De visita por Oviedo


La alumna Lydia Medina comparte su sentir tras una visita turística con su profesora.

Ir de visita por Oviedo (al igual que por cualquier otra ciudad) es algo que siempre anima a los alumnos y esta visita no ha sido menos. Liderada por la profesora Gracia Suarez Botas, la salida cultural que los alumnos de 4ª curso del Grado en Turismo hicieron el pasado viernes fue maravillosa… os podría contar mil cosas que aprendí sobre los edificios de la calle Uría, el Campo San Francisco, la Catedral del Salvador, El palacio de Velarde, etc. Pero para eso es mejor que la escuchéis a ella contándolo porque os transmite esa serenidad y pasión que pocos consiguen transmitir, y espero que algún día, tanto estos alumnos como yo, podamos transmitirlo a los turistas.

De lo que si os quería hablar es de lo que he aprendido al estar con ellos. En esa tarde he visto la conexión y compenetración que hay, los chistes o bromas que se hacían entre ellos, la empatía que había a pesar de las diferentes nacionalidades… eso es algo que tras todo el paso por esta etapa universitaria han aprendido, y la verdad, es importante saber de economía, contabilidad, arte, derecho…, pero lo esencial para este sector (y sobretodo, para la vida) son las habilidades sociales y tengo claro que a ninguno de ellos les falta.

Dicen que una fotografía vale más que mil palabras… no soy una persona de expresarme muy bien con la palabra, por eso he elegido una afición, la fotografía, que me permite reflejar lo mejor posible los sentimientos que se observaban entre ellos. Muchos me decían «¡Qué ganas tienes de venir solo para hacernos fotos!»… para mi no es «sólo hacer fotos», cuando cojo la cámara quiero mostrar lo que siente la gente en ciertos momentos y a la vez aprendo a interpretar las emociones ajenas.

Por si alguno está leyendo esto, os quería decir una última cosa: Igual el año que viene ya no estáis juntos o igual sí, la vida da mil vueltas y nunca se sabe dónde se puede acabar, lo único que os pido es que por favor no cambiéis, no os olvidéis de lo vivido y de la gran amistad que habéis formado en la Facultad de Turismo de Oviedo. También quiero daros las gracias por ser tan abiertos conmigo y con mi cámara, espero poder repetirlo.

Lydia Medina, Alumna de la Facultad de Turismo de Oviedo